7 julio, 2022

Cadena Politica

Periódico Digital

Vacuna contra la viruela brinda protección contra cepa del mono, la mayor parte la población de México no la tiene

Este sábado se confirmó el primer caso de la viruela símica, también conocida como viruela del mono, en México. Se trata de un hombre de 50 años proveniente de Nueva York, que se cree, se contagió en Holanda.

Hugo López-Gatell, subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, informó por medio de su cuenta de Twitter que el hombre contagiado se encuentra hospitalizado en la capital mexicana. “Hoy confirmamos el primer caso importado de viruela símica en México. Es un hombre de 50 años, residente permanente de la ciudad de Nueva York, quien probablemente se contagió en Holanda”, informó López-Gatell en su cuenta de Twitter.

Explicó que el paciente se encuentra estable y en aislamiento preventivo, por lo que el pronóstico es que se recupere sin mayores complicaciones.

La viruela símica se contagia de personas a persona, por contagio directo y no se propaga por agua, aire o alimentos. López Gatell aclaró que la eficiencia del contagio es baja, por lo que generalmente se presentan casos aislados o pequeños brotes, no epidemias generalizadas.

Este nueva noticia ha despertado nuevos cuestionamientos en la población, quizá uno de los más comunes, si tiene cura, o si la vacuna de la viruela puede detener esta enfermedad.

Hace unos días, ante la reunión de emergencia de la Organización Mundial de la Salud (OMS) por los brotes de la viruela del mono en diferentes países de Europa como España, Portugal, Francia, Alemania, Italia, Reino Unido, así como Australia, Estados Unidos y Canadá, el médico mexicano Alejandro Macías comentó la importancia de tener la vacuna de la viruela para protegerse del virus del mono.

“La gente mayor de 45 años tiene la vacuna de viruela que la protege razonablemente bien contra viruela de mono (monkeypox); si ésta continúa expandiéndose, pudiera ser necesario aplicar la vacuna de viruela, al menos a gente de alto riesgo”, comentó Macías.

“Una tiene que ver con el agente, es decir, el virus que podría estarse adaptando mejor a situaciones diferentes; individuos susceptibles, porque el porcentaje de población inmunizada es de menos de 30 por ciento (la vacuna contra viruela humana dejó de aplicarse cuando se declaró erradicada la enfermedad, en 1980), y esto hace que un virus parecido, como el del mono, se pueda transmitir a la población”.

En primer lugar, el especialista señaló que este virus no es propenso a mutar mucho, o sea, es estable y puede adaptarse a nuevas condiciones. Para entender por qué la enfermedad se presenta en condiciones que no tenía antes hay tres factores principales.

“Una tiene que ver con el agente, es decir, el virus que podría estarse adaptando mejor a situaciones diferentes; individuos susceptibles, porque el porcentaje de población inmunizada es de menos de 30 por ciento (la vacuna contra viruela humana dejó de aplicarse cuando se declaró erradicada la enfermedad), y esto hace que un virus parecido, como el del mono, se pueda transmitir a la población”.

Otro es el ambiente, que podría tener circunstancias favorables para que la enfermedad se disemine. “La forma natural de adquirir el virus es por contacto con los reservorios, roedores o animales endémicos. También hay que pensar que hay comercio ilegal de especies exóticas a escala internacional, a partir de las cuales podrían producirse infecciones. Puede ser uno de esos factores, dos de ellos o la combinación de todos, la causa de lo que está ocurriendo”.

Cabe destacar que hasta el momento no existe algún tratamiento para enfrentar el virus, solo se están probando algunos antivirales para ver si son efectivos para mejorar a los pacientes